Tips para aprender a diseñar Bases de Datos relacionales

Tips para aprender a diseñar Bases de Datos relacionales

La información es poder, es el activo más importante que tiene una empresa, es la base de muchas plataformas que mueven el mundo y no sólo de manera digital.

La tecnología trabaja con datos, que al ser debidamente procesados se convierten en información muy valiosa para interés de alguien o algo, el punto es que parte de ese procesamiento depende de cómo esté estructurada y de qué forma se mantendrá íntegra y coherente con el paso del tiempo.

Cuando pienses en bases de datos no te confundas ni te compliques demasiado.

Imagina que tienes una bodega llena de cajas, pero cada caja tiene un contenido diferente, pero luego quieres hacer combinaciones de ese contenido sin tener que revolverlo o repetirlo en muchas cajas, entonces creas relaciones entre una y otra para que lo puedas acceder sin que se te haga un desorden de contenidos, así siempre puedes obtener lo que deseas llegando directamente a buscar donde deben estar las cosas.

Hablaremos de las bases de datos relacionales, son éstas que tienen la información almacenada en diferentes “contenedores” internos y se relacionan entre sí para obtener esa integridad de la que tanto hablamos. (Hay otros tipos, hay otras formas).

Si estás aprendiendo a diseñar bases de datos relacionales debes tener en cuenta estos consejos para que sea un poco más fácil ese camino de aprendizaje:

  1. Conoce e identifica los diferentes tipos de datos que existen.
  2. Conoce los tipos de relaciones que existen y en qué consiste cada uno.
  3. Identifica y comprende las características que deben respetar las bases de datos relacionales.
  4. Investiga sobre el estándar para nombrar las tablas.
  5. Haz todas tus primeras pruebas en papel. Puedes buscar de qué se tratan los modelos ER (Entidad - Relación).
  6. Empieza con un ejemplo pequeño: Organiza el inventario de frutas en una tienda.
  7. Valida el modelo que dibujes con personas de mayor experiencia e ITERA.
  8. Simula el funcionamiento de tu modelo como si tuvieras muchos datos en cada tabla y tuvieras que hacer consultas cada vez más complejas. Intenta hacer todo esto primero en papel.
  9. Aumenta el nivel de los ejercicios en cada iteración.
  10. Cuando sientas que tus conocimientos y experiencia en esta área están en un nivel alto y todo te fluye demasiado bien, lo que sigue es seguir aprendiendo :)